Comunicado de la ADEC

Una oportunidad para el Gobierno y para los buenos empresarios

05/03/2021

Nuestro país arrastra hace bastante tiempo defectos de gestión y control. Mucho antes de marzo del 2020 teníamos problemas de terapias, profesionales de la salud, incubadoras, ambulancias, suministros en general, y otras carencias sufridas por la gran mayoría. Dengue, resfríos y gripes, entre otros males habituales, nos han dado una buena paliza. El nivel de los gastos afectado por la calidad de las compras ha mejorado poco a pesar de varios actos y avances. A pesar de todo esto Paraguay no puede vivir amenazando o directamente cambiando a su presidente y sus autoridades principales. Tampoco dejemos de opinar, criticarles o manifestarnos respetuosamente.

El cambio de responsables a veces funciona. El verdadero cambio necesario es del modelo de hacer política. Es un país loteado donde cada uno tiene un feudo, o más de uno, del cual depreda lo que puede. Venga quien venga hay una organización que impide que los servicios se hagan bien y que cumplan lo que exigen Cartas Orgánicas, leyes y la Constitución, sin hablar del frecuentemente ausente sentido común.

Por otro lado, el sector empresarial ha sido repetido ejemplo cómplice de cuanta ocasión haya aparecido de corrupción e ineptitud. Mayoritariamente sin las prácticas de comercio justo, de defensa de la competencia o de respeto al consumidor: cobra sin entregar, entrega de mala calidad o a medias, o eleva los precios, o prefiere no formalizarse y no participar.

Igual debemos mantener la institucionalidad y el respeto a las autoridades democráticamente electas siendo esta una gran oportunidad para transparentemente incorporar las herramientas, procesos y personas que sean necesarias y atraer a buenos empresarios para que, finalmente, juntos entreguemos lo que la ciudadanía necesita. Se debe mejorar la gestión institucional con urgencia, respetando prioridades, comunicando adecuadamente y entendiendo que, si no lo hacemos, las reacciones, las presiones y los reclamos son y serán legítimos.

Más que nunca #Estoyporlasalud. Que Dios use su poder sanador para erradicar nuestros egoísmos, conflictos y codicias, y nos permita una gestión conjunta fructífera.

Junta Directiva de la ADEC
05.03.2021